Clafoutis de Cerezas

El clafoutis es un postre típico de la región de Limousin, en Francia, que consiste en una masa de huevos, leche, harina y azúcar que se hornea con frutas, generalmente cerezas. Es un postre muy versátil, ya que se puede usar cualquier fruta de temporada que te guste. Además, es muy ligero y suave, ideal para disfrutar después de una comida o como merienda.

Para hacer el clafoutis de cerezas necesitas los siguientes ingredientes:

– 4 huevos
– 100 g de azúcar
– 125 g de harina
– 250 ml de leche
– 25 g de mantequilla
– 500 g de cerezas (o la fruta que prefieras)
– Una pizca de sal
– Azúcar glas para espolvorear (opcional)

El procedimiento para preparar el clafoutis de cerezas es muy sencillo:

1. Precalienta el horno a 180°C y engrasa un molde redondo de unos 26 cm de diámetro con mantequilla.
2. Lava y deshuesa las cerezas (o la fruta que hayas elegido) y distribúyelas sobre el fondo del molde.
3. En un bol, bate los huevos con el azúcar hasta que estén espumosos.
4. Añade la harina tamizada y la sal y mezcla bien hasta obtener una masa homogénea y sin grumos.


5. Agrega la leche poco a poco y sigue batiendo hasta integrarla.
6. Vierte la masa sobre las frutas, procurando cubrirlas todas.
7. Hornea el clafoutis durante unos 35 minutos o hasta que esté dorado y firme al tacto.
8. Deja enfriar un poco y espolvorea con azúcar glas si quieres.
9. Disfruta de tu clafoutis tibio o frío, solo o acompañado de nata montada o helado.

Y así de fácil es hacer un clafoutis casero y delicioso. Espero que les haya gustado esta receta y que la prueben en casa. Si lo hacen, no olviden dejarme un comentario contándome qué tal les quedó y qué fruta usaron. ¡Hasta la próxima!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.